Innovación para el desarrollo

Hoy en día, los polímeros de ingeniería están a la delantera en innovación en lo que concierne al desarrollo de automóviles eléctricos. Además de la libertad en diseño y de los beneficios de producción, la relación de resistencia/peso que ofrecen los polímeros los ponen en primera posición en la lista de materiales posibles para la construcción de automóviles. Así como, su reciclabilidad, su facilidad de procesamiento y la capacidad de absorber energía durante el impacto.

En esta segunda entrega de las resinas automotrices, como parte de los materiales escogidos en la actualidad por los fabricantes de autos, se pretende destacar que el objetivo es crear piezas más resistentes y atractivas, con un menor peso y costo. En tal sentido, varios fabricantes se dedican a satisfacer las necesidades demandadas por el mercado, la evolución y especialmente, el ecosistema. La firma Arkema por ejemplo, provee productos y materiales para cuatro tipos de autopartes: Exteriores, que combinan desempeño técnico y fortalezas mecánicas; interiores que deben satisfacer estándares de seguridad mientras ofrecen características superiores de apariencia y suavidad al tacto. Así mismo, materiales para fabricar partes técnicas, cuyas principales metas son de desempeño mecánico y la habilidad de soportar estrés ambiental, como altas temperaturas y sustancias corrosivas.

Sabic Innovative Plastics presentó este año, dos nuevos materiales, que permiten crear un interior más atractivo y de más fácil mantenimiento. El primero de estos materiales es el Cycolac, una mezcla de ABS/PC, que permite moldear piezas elegantes y de bajo brillo, sin tener que pintar. La segunda innovación es la resina Geloy, un PC/ASA, que tiene un desempeño inherente antiestático, con lo que se logra una apariencia más limpia en el interior.

En reemplazo de aluminio y compuestos de lámina moldeados (SMC), Lanxess ofrece sus compuestos PBT para aplicaciones como defensas, parrillas de radiadores, deflectores de viento y guardabarros. “Esto se debe a que los componentes resultantes no necesitan trabajo extra, generan poco desperdicio, tienen tiempos de ciclo cortos, normalmente son mucho más livianos y también pueden usarse sin recubrimiento, gracias a su excelente calidad superficial”, declaró Lars Kraus, director de la unidad de servicios de mercadeo técnico en la unidad de negocios de productos semi-cristalinos de Lanxess.

Cuando se trata de producir piezas intrincadas, como los reflectores automotrices, es de la mayor prioridad contar con un material que se deje desmoldear fácilmente. Con esta bandera BASF lanzó recientemente el Ultrason E 2010 MR (donde MR significa “mold release”), una poliéter-sulfona (PES), que además de permitir un desmoldeo fácil, puede soportar cargas mecánicas en el largo plazo a temperaturas de hasta 180°C (si se trata de cargas por cortos períodos de tiempo, la temperatura de operación puede ser de 220°C). Además, tiene una buena adhesión al aluminio. Otra ventaja del material es su alta transparencia, de acuerdo con el fabricante, lo que le permite ahorrar el vaporizado metálico al que se someten estas piezas de forma posterior al moldeado.

Delphi es uno de los usuarios actuales de este tipo de materiales de alto desempeño. La tecnología de “burbujas de vidrio” de 3M, que ha sido usada durante varios años en la industria petrolera, ahora está siendo usada en burbujas de vidrio huecas, usadas como aditivos de alta resistencia en piezas plásticas. Se trata de esferas que permiten reducir el peso de las piezas plásticas, a la vez que mejoran la estabilidad dimensional y hacen los productos más livianos, resistentes y rígidos. De acuerdo con el fabricante, la reducción de peso posible se encuentra entre 10 y 20%.

Ticona Engineering Polymers y la empresa suiza Rinspeed presentaron recientemente el concepto de vehículo eléctrico “BamBoo”, que usa la cinta de compuesto unidireccional Celstran (CFR-TP), además de los polímeros de efectos metálicos MetaLX y el POM Hostaform para reducir el peso y lograr la mayor flexibilidad de diseño posible.

La cinta de fibra continua Celstran CFR-TP PP GF70, de 20 mm de ancho, tiene un 70% de contenido de fibra larga en una matriz de polipropileno, y es usada debajo del automóvil y en los ejes del vehículo. La cinta Celstran CFR-TP POM GF60, con 60% de contenido de fibra de vidrio en base POM, se usa para aplicaciones de interiores, como paneles de instrumentos y armazones de sillas, y la CFR-TP PPS CF60, con resina de PPS y 60% de refuerzo de fibra, se usa para aplicaciones estructurales, en lugar de barras metálicas. Con la introducción de autos eléctricos, la demanda de materiales retardantes de llama debe aumentar, debido a los altos voltajes y corrientes en el área de la batería y el encendido. El material Pocan B 4235 fue presentado por Lanxess como material base para una unidad de desconexión, que corta el flujo de corriente de la batería hacia el motor eléctrico en el caso de un choque.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here